Una de las cosas que he tenido que ir probando es el tipo de asiento que utilizo en el estudio; no es cosa fácil y creo que depende mucho de la constitución de cada un@ y de la forma de trabajar o de moverse mientras se crea.

La idea para este post me la ha proporcionado Ana, una amiga de Manos y Mente que me comentaba precisamente las dudas en este tema, así que he pensado contaros mi experiencia y cómo la he resuelto, al menos de momento.

En la imagen se pueden ver un sillón grande de despacho y dos taburetes. Os explico cuál es lal función de cada uno.

Como trabajo mucho tiempo en el ordenador, es para mí muy importante tener un sillón cómodo que mantenga mi espalda bien recta. Tengo el ordenador en una pequeña mesa auxiliar con ruedas y me viene muy bien el sillón que veis aquí al lado.

Por otra parte, cuando trabajo en mis creaciones -la zona de la mesa-, suelo estar de pie porque me resulta más cómodo y me ayuda en el proceso; rara vez estoy sentada, excepto cuando voy a hacer alguna tarea de mucho detalle y que requiere quietud y mayor concentración. En ese caso utilizo el mismo sillón, es muy cómodo y me permite relajar la espalda de vez en cuando.

Si en alguna ocasión estoy más cansada o preveo que voy a estar mucho tiempo ante la mesa y moviéndome, utilizo un taburete con ruedas que me permite desplazarme y apoyarme de vez en cuando si estoy mucho tiempo de pie. Pero lo utilizo muy rara vez, por eso en la imagen veréis que aparece en un rincón.

Y el pequeño taburete-escalón que aparece bajo la mesa tiene dos funciones muy concretas:


Una, permitirme poner los pies un poco en alto cuando estoy sentada en el sillón pensando o escribiendo o algo más relajada y me apetece estirar las piernas.

Su otra función es servir como pequeña escalera para alcanzar las baldas más altas de las estanterías de pared a las que no llego, que son unas pocas 😉

Los dos taburetes son de Ikea, así que son muy económicos. Este último lo he alterado con fragmentos de servilletas de papel y barnices y luego lo he craquelado entero y ha quedado muy chulo, aquí os dejo el detalle por si os apetece probar…

Y por hoy nada más. No sé si estas ideas os resultarán útiles. Por ahora a mí esta combinación me funciona bien, pero ya sabéis, todo cambia, jeje…

Manos y Mente Art Community-Art Journaling